Archivo de la categoría: Reflexiones

Las mejores películas vistas en 2011

Este año he visto casi 300 películas. Es difícil, por tanto, seleccionar las que más me han gustado. Aquí una de las posibles listas (no tienen por qué haber sido estrenadas en 2011).

1. The Deer Hunter

Por fin he visto una de las cumbres del cine de los 70. Estructurada en 3 actos bien diferenciados, The Deer Hunter aborda las consecuencias de la guerra de Vietnam en un grupo de amigos de un pueblo de la América profunda. Maravillosa. Sólo por esta obra, Michel Cimino pasará a la Historia del Cine.

2. Another Year

El último trabajo de Mike Leigh es el más luminoso. Alejado de sus tradiciones personajes desgraciados, aquí nos presenta a un matrimonio que es feliz y quiere que sus amigos también lo sean. Sencilla, elegante, vitalista.

3. Historias Extraordinarias

Si tuviera que escoger una película de todas las vistas, sería ésta. Es diferente a casi todas las demás; recuerda a Las mil y una noches: un cuento dentro de otro cuento dentro de… Escribí una reseña más extensa aquí.

4. Paul Thomas Anderson

Este año he visto 4 de sus 5 películas y por fin he sabido apreciar su valía. Posiblemente, sea el mejor director actual. Su obra maestra es Magnolia, pero Boogie Nights es toda una lección de cine, There will be blood un puñetazo en el estómago y Sidney (su opera prima) una pequeña joya que adelanta todas sus obsesiones.

6. Incendies

Fue la película revelación. Un director no muy conocido aborda un tema complejo y seduce a miles de espectadores. Es dura; no sé si volvería a verla. Pero ciertas imágenes todavía persisten en mi retina.

7. Encontré al Diablo

Buena parte del cine coreano que nos llega suele adscribirse al thriller más o menos sanguinolento. La trilogía de la venganza de Park Chan-wook, las películas de Bong Joon-ho o ciertos trabajos de Kim Ki-Duk son un buen ejemplo. Pues bien, Encontré al Diablo (distribuida internacional como I saw the Devil) es la mejor de todas ellas. Un thriller que te mantiene encogido en el asiento mientras ves cómo el novio de una joven asesinada se ceba con el asesino. Tanto, que se llega a sentir pena por él. Lo que diferencia a este trabajo de otros con parecidos argumento es lo bien que está rodado. Sin duda, Jee-woon Kim es el mejor director de Corea del Sur.

8. El regreso 

En su momento la definí como “poesía rusa”. Una historia de amor y decepción entre un padre que vuelve a casa después de años de ausencia y sus dos hijos, reticentes a abrirle su corazón. Como en el caso del coreano, lo mejor de Andrey Zvyagintsev son los fantásticos planos que rueda.

9. La piel que habito

Quizá sea la mejor película de Pedro Almodóvar. Un trabajo denso, maduro, nada complaciente. Escribí una reseña más extensa aquí.

10. Mia Hansen-Løve

Esta joven directora se ha ganado con sólo dos películas el aplauso de los cinéfilos europeos. Su primer trabajo lleva por título Tout est pardonné (Todo está perdonado); en ella se pregunta sobre la posibilidad de redención. En Le père des me enfants (El padre de mis hijas) aborda el suicidio de un importante productor de cine francés agobiado por las deudas y las presiones (un suicidio de ficción basado en el suicidio real del que iba a ser productor de su opera prima, Humbert Balsan). Pese al tema tratado, Mia Hansen-Løve consigue firmar una película que anima a vivir. Sus trabajos pueden verse en Filmin.

11. No habrá paz para los malvados

Los seguidores de Enrique Urbizu llevábamos mucho tiempo esperando esta película. Y no ha decepcionado. Si no fuera por Almodóvar, ésta sería la película del año. Un thriller seco, intenso e inteligente. Escribí una reseña más extensa aquí.

12. Asghar Farhadi

Mi último descubrimiento ha sido este director iraní. Su última película, Nader y Simin, ganó en Berlín el Oso de Oro, un premio muy merecido. Acostumbrados a pensar en el cine de Irán como un cine lento, aburrido y demasiado localista, Farhadi dirige historias universales con las herramientas de Hollywood. Tanto Nader y Simin como A propósito de Elly son una suerte de thrillers, de películas de misterio y detectives. Al investigar la desaparición de una joven, en un caso, y la agresión a una embarazada, en otro, los personajes cejan al descubierto las miserias de la sociedad iraní. Cine político, pero sin caer en el panfleto y la brocha gorda.

En el próximo post, las mejores series vistas este 2011.

Etiquetado , , , , , , , , ,

Recuento

Las listas de fin de años son una tradición un ritual. Sano, diría yo. Más que bañarse en aguas heladas o beber hasta perder el control.

En diversas revistas, periódicos y portales de cine han aparecido listas de lo mejor del año o de la década. Pero, en estos tiempos es difícil definir qué película pertenece a cada año. Habrá quien diga, por ejemplo, que Black Swan es del 2011, pues todavía no se ha estrenado en España, pero muchos ya la hemos visto. Es la magia de internet.

Por otra parte, mi archivo de películas no se compone sólo de novedades. Ni mucho menos. Así que,  por placer, aquí las 10 películas que más me han gustado en este infausto 2010 (ordenado de forma cronológica).

  • Haneke – La cinta Blanca
  • Spielberg – ET
  • Lynch – Mulholland Drive
  • Bergman – Saraband
  • Lanthimos – Canino
  • Assayas – Carlos
  • Coppola – El Padrino
  • Almodóvar – Todo sobre mi madre
  • Mañas – Todo lo que tú quieras
  • Kasdan – Reencuentro
Etiquetado

El cine: gasto o inversión

Cuando se habla de cine, de leyes y de taquilla, muy pronto aparece la palabra “subvención”. Y siempre en tono peyorativo.

Los directores chupan del bote, los productores nunca pierden dinero y al final es el ciudadano quien, mediante sus impuestos, paga a los integrantes de una película (de ahí los ataques de ciertos sectores hacia ciertos actores).

Nunca me había preocupado mucho por el asunto. Hasta ahora.

Junto con un amigo, quiero rodar un corto esta primavera y no sé cómo voy a hacerlo. La idea original era pedir las ayudas del Gobierno de Aragón. Pero se nos pasó el plazo. El plan b es rodarlo sin pagar nada a nadie.

No sé si es muy triste que sólo existan estas dos vías (porque la tercera, pagarlo de mi bolsillo, está descartada) o muy lógico. Si pienso en el cine como un bien cultural necesario, me parece lo normal. El Estado paga las carreteras, los hospitales, la radio y televisión nacional… ¿Por qué no iba a ayudar a una industria tan poderosa como el cine?

Sin embargo, en otros países hay productores que de verdad arriesgan su dinero al montar una película. Y empresas que ponen capital e imagen (quizá mas importante) al servicio de un proyecto. Hay quien piensa que es una mejor opción. Yo no lo tengo claro.

Las empresas buscan beneficios, y la cultra no siempre los da. Por eso, quizá, Hollywood tiene grandes éxitos y copa el mercado. Si van a gastar 100 millones de dólares en una película, ésta tiene que conseguir un beneficio de 150. Por eso, quizá hay pocas películas realmente independientes. (Una película indie como Life Aquatic costó 50 millones de euros; Ágora, la película más cara de cine español, costó 73).

¿Qué tipo de cine se podría hacer en España sin subvenciones? Me arriesgo a pensar que un cine mucho peor que el actual. De igual modo que la sanidad o la educación serían mucho peor si fueran completamente privada.

El lenguaje es sabio y los hablantes pueden pervertirlo. Para hablar de carreteras se utiliza el termino “inversión”; para hablar de educación o televisiones públicas se habla de “gasto”; cuando el ataque ya es frontal se acude al término peyorativo por excelencia: “subvenciones”.

El sistema no es perfecto, ni mucho menos. Como todo en la vida, dan más a quien más tiene. Aquellas películas con más taquilla reciben más dinero público (de ahí que haya productores que compran entradas para inflar las cifras). Y los proyectos pequeños reciben ayudas pequeñas. Pero algo les llega.

De todo esto hablan algunos directores independientes en esta entrevista realizada por Filmin. Muy recomendable.

Mientras, si alguien se anima a invertir en dos jóvenes promesas del cine español, será bienvenido.

Etiquetado , ,
A %d blogueros les gusta esto: